Select your language

 

headEuroazjaAm Hiszp 8a

 

Las Hermanas Benedictinas Misioneras de Santo Domingo de los Colorados abrieron el 10 de diciembre de este año la primera Cuna de la Vida en Ecuador.

En este país, los abandonos de recién nacidos y bebés ocurren con bastante frecuencia, sobre todo en madres pobres y muy jóvenes. No se mantienen estadísticas oficiales sobre esto, por lo que no se sabe cuántos casos realmente existen. Sin embargo, noticias sobre bebes abandonados aparecen constantemente en los medios de comunicación.

Algunos niños tienen algo de suerte y sobreviven, otros mueren. Hay informes impactantes, por ejemplo, el 2 de septiembre, una madre dejó a una niña de tres días en una caja abandonada en una calle concurrida. Por suerte, alguien vio a la niña por casualidad.

Las autoridades tenían miedo de tocarla porque pensaban que ya estaba muerta. Sin embargo, la ayuda llegó a tiempo y la pequeña sobrevivió. La bebé fue llevada al orfanato dirigido por Hermanas Benedictinas y se le dio el nombre de Sofía. En el orfanato, las hermanas cuidan de unas cuarenta niñas. Estas niñas ahora están a salvo. Sin embargo, el destino de los niños abandonados conmueve constantemente a las hermanas: el 28 de noviembre se encontró un niño, el 29 de noviembre a otro y el 1 de diciembre a una niña. La idea de establecer una ventana de vida similar a la que existe en Polonia, de donde son la mayoría de hermanas, ha estado en sus pensamientos durante varios años, pero el abandono de Sofía las hizo reaccionar.

Okno 2019 12 10La "Cuna de la Vida" se construyó al lado de la casa de las Hermanas Benedictinas. Las autoridades de la ciudad, del Ministerio de Salud y de la Iglesia local estuvieron presentes en la inauguración. Las hermanas se encargaron de anunciar su proyecto organizando una rueda de prensa a las 10h00, invitando a periodistas de medios locales y nacionales. La gente debe saber acerca de la creación de la "Cuna", donde puede dejar a su hijo de manera segura en las situaciones más difíciles de la vida. El interés en esta iniciativa es muy alto. El problema de la protección adecuada de los niños en Ecuador es muy grave. Incluso hay niños desaparecidos y secuestrados, y todos saben que hay quienes venden "órganos" de bebé.

Todo se ha hecho muy moderno y automatizado. La madre que desea dejar al niño debe presionar el botón que abre automáticamente la ventana a la cuna. Si no coloca al niño dentro, se cerrará después de 40 segundos. En el interior está la cuna  que proporciona comodidad y seguridad. La cuna pesa al bebé y envía una señal de alarma a las hermanas.Okno2 2019 12 10 Gracias a una cámara instalada, la hermana responsable puede observar en su dispositivo móvil lo que está sucediendo. 60 segundos después de insertar al niño, la ventana reforzada se cierra automáticamente y la cuna se mueve y "oculta" al niño a un rincón seguro. La hermana que viene por el niño debe ingresar el código para desarmar la alarma y poder entrar. Gracias a este sistema automático, el niño estará definitivamente seguro.

La madre, al insertar al niño en la "cuna" recibe una carta con información que confirma la recepción del niño en total anonimato y seguridad, además de detallarle los derechos que tiene como madre. Todo de acuerdo con el sistema legal local. Por ejemplo, el niño puede ser devuelto a la madre hasta antes de los 6 meses. Luego de eso entrará en proceso de adopción.

Okno konf 2019 12 10Las Hermanas Benedictinas Misioneras están trabajando en Santo Domingo, en Ecuador por más de 20 años. Hay seis hermanas y una postulante. Cuatro de ellas son polacas, una es ucraniana y una ecuatoriana. La hermana Carmela Pilarska, de pila Ewa, de la ciudad de Płock, está llena de energía y es una mujer muy bien organizada. Gracias a ella y en colaboración de las otras hermanas se creó la "Cuna de la Vida" y es ella quien tendrá un control directo de lo que suceda.

Hace dos años, del 1 al 5 de mayo de 2017, el Icono Peregrino de Częstochowa visitó la casa de las Hermanas Benedictinas Misioneras en Santo Domingo. Nuestra Señora se sintió como en casa. Más sobre este tema AQUÍ.

Las hermanas cuidan niñas vulnerables y huérfanas desde hace algunos años, por lo que la "Cuna de la Vida" les llega profundamente a sus corazones. ¡Ahora este sueño se está haciendo realidad y muchos niños serán salvados!

We use cookies

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.